Zanahoria, limon y miel

Cargando...

Una excelente manera de tratar un resfriado o gripe y aliviar el esputo al toser es preparar y comer jarabe de zanahoria hecho en casa con miel y limón. Las zanahorias tienen propiedades expectorantes y antioxidantes que ayudan a combatir estas enfermedades respiratorias.

La miel se considera un antiséptico, expectorante y calmante natural que ayuda a eliminar el esputo, limpiar las vías respiratorias y aliviar la irritación causada por la tos. El limón actúa como agente antibacteriano y antiséptico para aliviar la inflamación y el dolor de garganta.
Jarabe de zanahoria y miel para la gripe.
Este jarabe es fácil de preparar en casa y debe ser cocinado:

Ingredientes

1 zanahoria rallada;
1/2 limón;
2 cucharadas de azúcar;
1 cucharada de miel (sólo para niños mayores de 1 año)
Modo de preparación

Triturar o cortar las zanahorias en trozos muy finos, colocarlas en un plato y espolvorearlas con azúcar. Para aumentar el efecto del producto, añada la mitad del limón exprimido y 1 cucharada de miel a la zanahoria entera.
Los niños menores de 1 año de edad no deben comer miel debido al riesgo de botulismo. En este caso, simplemente retire la miel de la receta y el jarabe tendrá el mismo efecto.

Cargando...

El plato debe colocarse en el exterior y dejarse reposar durante unos minutos. Cuando las zanahorias empiezan a producir su propio jugo natural, pueden ser consumidas. Se recomienda tomar 2 cucharadas de este jarabe al día, pero se debe tomar con precaución, ya que contiene mucha azúcar, está contraindicado para personas con diabetes.

Ventajas del jarabe de zanahoria
Los ingredientes de este jarabe de zanahoria son perfectos:

Fortalezca su sistema inmunológico con antioxidantes y vitamina C;
Eliminar el esputo de la garganta ya que tiene un efecto expectorante;
Cálmese de toser porque le aclara la garganta;
Combina la gripe, los resfriados, el cilantro y elimina el moco de la nariz, la garganta y los pulmones.
Además, este jarabe tiene un sabor agradable, fácilmente tolerado por los niños.

Un buen momento para tomar este jarabe – por la mañana y después de comer, porque en este caso, el índice glucémico no aumenta muy rápidamente, lo que evita la sensación de hambre.

Cargando...

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *